Problemas de humedad en el hogar
Hogar

¿Problemas de humedad en el hogar?

Las viviendas, sin importar la antigüedad que tengan, empiezan a presentar con el paso de tiempo, manchas de humedad en los cimientos, fenómeno producido por la capilaridad, porque existe un exceso de agua acumulada en la tierra donde se asienta la casa.

Es normal que el agua comience a ascender a través de los cimientos y gane mayor espacio de no ser solucionada con prontitud esa situación. En vista de las propiedades minerales que tiene el suelo, al evaporarse, la humedad provoca el daño en las paredes y muros. Es posible mejorar esta condición al utilizar los consejos que a continuación se reseñan.

¿Cómo se identifica la humedad por capilaridad?

La capilaridad es la propiedad que tienen los líquidos para ascender, superando la fuerza de la gravedad, por pequeños conductos o “capilares”, de la misma manera que en una esponja. Una vez que la pared alcanza su límite de saturación, comienzan a apreciarse manchas, líneas de humedad, sales o muros dañados con deterioro en la pintura.

Puede darse el caso de que por el tiempo de construcción, se haya podido afectar la estructura de la casa o porque no se utilizaron de manera adecuada los aislantes para evitar la humedad. Esto nos es problema ahora, gracias a un novedoso equipo como el de Humitat-Stop que será una solución definitiva para mejorar las condiciones físicas del hogar.

El HS-221 es un dispositivo moderno capaz de eliminar de forma radical el origen de la humedad capilar y es uno de los procedimientos más económicos del mercado, lo que se debe a sus principales características:

  • Producto eficaz.
  • Sencilla instalación.
  • Precio asequible.
  • Previene enfermedades respiratorias.
  • No requiere grandes modificaciones de infraestructura.
  • Es seguro para la salud de los integrantes de la familia.

Consecuencias en cimientos

El exceso de humedad en una casa puede ocasionar diferentes problemas para la salud, en especial afecciones respiratorias que pueden complicarse más de lo debido, ya sea desde una tos hasta neumonía. Este tipo de humedad causa mayor sensibilidad en las personas con enfermedades respiratorias previas.

Humedad por capilaridad

Sin embargo, cuando ya existe la presencia de humedad en los muros, es necesario contratar los servicios de profesionales en el área para realizar el respectivo diagnóstico. Esta situación ofrece señales que permiten actuar antes de que empeore:

  • Olor de humedad concentrada.
  • Exceso de sales en las paredes.
  • Daños graves en los muebles y paredes.
  • Manchas oscuras en los muros.
  • La vivienda luce menos acogedora.
  • Genera problemas respiratorios.

Gracias al dispositivo de Humitat-Stop, son rechazadas las moléculas de agua generadas en las paredes, ya que el equipo emite ondas electromagnéticas de baja frecuencia que no afectan de forma invasiva a la salud. También cuenta con una certificación ISO 9001 que garantiza calidad y dispositivos homogéneos.

Soluciones a los problemas de humedad por capilaridad

Antes de realizar algún tipo de trabajo, es importante que se realice un estudio previo de manos de profesionales para conocer las soluciones adecuadas. Es imprescindible recordar que estos problemas nacen de drenajes o malas impermeabilizaciones, así como la saturación del agua por tuberías rota o mala cimentación.

Existen diferentes métodos para poner fin a la situación. En primer lugar están las barreras físicas aplicadas en muros de ladrillo, esta técnica permite un corte transversal en el interior del muro para añadir una lámina impermeable.

En segundo lugar están las barreras químicas, que son empleadas al realizar perforaciones en el interior de la pared para rociar cada doce centímetros, una fórmula química o repelente de agua que evita su ascenso al interior del hogar.

También está la electroósmosis, en este caso, se usan dispositivos electrónicos para invertir la polaridad por medio de electrodos. Es un procedimiento sencillo y no requiere la intervención de obras de construcción.

En la actualidad, el HS-221 es la mejor opción para poner fin al problema, porque gracias a que su consumo de electricidad es mínimo, puede operar de forma continua durante quince años, en paredes de ladrillo u hormigón.

Su instalación no requiere contratar a un especialista, es similar a colgar un cuadro nuevo en una de las paredes de la casa. Una vez instalado, inicia de forma inmediata el proceso de secado de la humedad en las paredes, ya que es parecido a realizar una impermeabilización en los muros.

El dispositivo de Humitat-Stop garantiza entre un 3 o 6 por ciento de humedad en la pared.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.