Magnetoterapia
Salud

Magnetoterapia para la recuperación de fracturas óseas

Una de las formas más eficaces y, quizás menos conocidas para tratar las fracturas óseas, es la magnetoterapia, un tipo de tratamiento bastante estudiado desde la última mitad del siglo XX, pero que lamentablemente, ha pasado bastante desapercibido para los neófitos en el tema. Aquí te contamos qué es la magnetoterapia y qué beneficios aporta en la recuperación de las fracturas óseas.

¿Qué es la magnetoterapia?

En referencia a qué es la magnetoterapia tenemos que indicar que se trata de una técnica basada en la aplicación de campos electromagnéticos utilizada por fisioterapeutas para el restablecimiento del potencial eléctrico intra/extra muscular perdido a consecuencia de una lesión o una enfermedad.

¿Por qué utilizar la magnetoterapia para tratar las fracturas óseas?

El principal motivo para la recuperación de fracturas con magnetoterapia es que se trata de un método que carece, casi por completo, de efectos secundarios y de que tiene una serie de características que la hacen mucho más indicada que la cirugía en un buen número de casos.

En efecto, la magnetoterapia es un método de tratamiento de fracturas óseas no invasivo, lo que lleva implícito que el tiempo para la recuperación de la fractura es mucho menor que cuando se utiliza la cirugía e implica un riesgo infinitamente menor para el paciente.

Magnetoterapia de salud

Por tanto, hay que decir que la magnetoterapia de baja frecuencia y alta intensidad tiene un enorme valor terapéutico en aquellas fracturas que no estén consolidadas, ya que ayuda en la regeneración del tejido óseo.

Es importante destacar que tiene un enorme valor para deportistas u otro tipo de personas que padezcan lesiones frecuentes o enfermedades crónicas a nivel muscular u óseo.

¿Tiene otros usos?

Aparte de las fracturas óseas, otras aplicaciones de la magnetoterapia son el tratamiento para cualquier tipo de dolencia muscular o relacionada con los huesos que pueda darse en nuestro día a día, de ahí que sea de uso común entre los fisiotrerapeutas y en los centros de rehabilitación que suelen visitar los deportistas que sufren una lesión.

Por poner sólo algunos ejemplos, podemos indicar que la magnetoterapia es especialmente efectiva para tratar esa tendinitis que es tan común en nuestros días, para aliviar los dolores musculares derivados de la fibromialgia, a la hora de hacer frente a una inflamación, para facilitar la cicatrización de cualquier tipo de herida o contra un edema óseo, todo ello sin descartar un larguísimo etcétera de enfermedades y lesiones de los huesos o los músculos.

¿Cómo se aplica?

Ya te hemos avanzado que la enorme facilidad con la que se aplica este tratamiento, hace que cualquiera que disponga de un equipo de magnetoterapia portátil de última generación pueda utilizarlo sin necesidad de acudir a ningún especialista y, por extensión, de moverse de su casa.

A este respecto, queremos indicar que este tipo de equipos viene con todos los componentes necesarios para que, en cuanto los tengas en casa, puedas comenzar a utilizarlos sin ningún tipo de dilación ni otro problema, de manera que puedas comprobar cómo tu salud óseo-muscular va mejorando a medida que vas normalizando su uso.

Con todo, no podemos más que insistir en el valor de la magnetoterapia a la hora de tratar todos esos problemas musculares y óseos que pueden ser tratados en casa de una forma cómoda, efectiva ya que tener tu propio equipo de magnetoterapia te permitirá continuar el tratamiento indicado por el especialista sin desplazamientos y a cualquier hora del día (o la noche).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.