Industria del porno
Sexo

El orgullo patrio llega a la industria del porno

Hay tres tipos de consumidores de porno pero todos están de acuerdo en una cosa: quieren porno en español, porque las palabras también excitan y las quieren oír en su propio idioma.

A cuestas con las nuevas tecnologías y como ha ocurrido con otras de otros ámbitos, la industria del porno también ha sufrido un duro revés y es que a día de hoy se pueden ver en la red películas pornograficas con guión y realizadas por profesionales sin tener que rascarse el bolsillo.

El portal que lo está haciendo posible es pornogratisvideos.net y por tanto es también uno de los más demandados por los asiduos al porno, porque el género pornografico tiene como todos los géneros un público fiel y aficionado y cuenta con muchos otros seguidores que solo lo ven de modo esporádico, muchas veces solo con la intención de complementar sus experiencias sexuales.

De hecho hay estudios sociológicos que determinan el perfil de los consumidores de porno. Están los que ven una media de 20 minutos una vez a la semana con el único fin de recrearse, solos o en pareja. A estos parece importarles poco el contenido y se centran en los desenlaces; entre ellos hay más hombres que mujeres.

Ellas siguen siendo reacias a encender la pantalla para dar continuidad a sus fantasías sexuales y si lo hacen suelen sentirse afligidas por ello, algo que también les ocurre a muchos hombres que forman parte del segundo grupo de espectadores del porno, estos que sienten que están haciendo algo malo cuando lo ven y que se tensan después de hacerlo y crean sentimientos de culpa.

Porno en español para la vida moderna

Luego están los consumidores compulsivos, estos son los que hacen grande la industria del porno gratis español, suelen ser hombres que ven porno una media de 100 minutos a la semana y encuentran en él un modo de saciar su ansiedad, ya que el sexo es muchas veces el vehículo que sirve para encauzar la ansiedad y el estrés que domina la vida de las grandes ciudades.

Consumidores de porno

En cuanto al idioma en el que está doblado el porno, esto parece importar mucho a todo tipo de consumidor y es que las palabras son muy importantes para conseguir la excitación. Aunque se trate de frases y palabras previsibles los consumidores quieren oirlas en su mismo idioma.

Quienes conocen a la perfección los gustos de los consumidores de porno son los productores, que en España cuenta con una productora estrella Fakings, de modo que los videos de Fakings sean de los más buscados de la red ya que conectan perfectamente con las fantasías de los usuarios y es que buena parte del contenido de películas porno llega a la productora de mano de los propios usuarios que lo sugieren del mismo modo que muchos actores se ofrecen para hacerlo, algo que molesta mucho a los profesionales que no toleran este tipo de intrusismo.

España ha dado grandes figuras del porno internacional

Entre ellas el archiconocido Nacho Vidal, aunque la estrella de la que más se habla en la actualidad es de Jordi, conocido también como el “Niño Polla”. Este chico ya está en lo más alto y solo tiene 23 años, empezó en el porno profesional a los 18 años y ha roto esquemas porque no es el típico cachas de gimnasio si no un chaval aparentemente normal, más bien delgado hasta que saca su gran “aparato” que es el que ha hecho que se convierta en una estrella muy demandada, además de por sus rasgos aniñados.

Solo unos cuantos privilegiados pueden llegar a convertirse en estrellas de la industria pornografica entre las que también destaca la española Amanda Miller, pero volviendo al perfil del consumidor, los expertos alertan del problema que puede suponer para muchos jóvenes ver porno para satisfacer sus deseos sexuales y evitar así las relaciones personales, algo que se da en muchos casos y puede llegar a desarrollar un verdadero problema.

El hecho de que hoy día se puede acceder al porno con facilidad hace que muchos adolescentes con problemas de comunicación se refugien en él y se den por satisfechos con lo que ocurre al otro lado de la pantalla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.