Instaladores fotovoltaicos
Miscelánea

¿Cómo elegir los mejores instaladores fotovoltaicos?

Cada vez se realizan más instalaciones fotovoltaicas en hogares, empresas y oficinas

Hoy en día, las energías renovables se han convertido en una excelente alternativa frente a las energías contaminantes que se obtienen a partir de la quema de combustibles fósiles. Algunas de las energías renovables más utilizadas por el ser humano son la energía eólica, la energía hidroeléctrica o la energía geotérmica. Sin embargo, hay una energía renovable que destaca por encima del resto: la energía solar.

La mejor prueba de este hecho se puede ver reflejada en la gran cantidad de instalaciones fotovoltaicas que existen actualmente en España, las cuales están repartidas en hogares, empresas, oficinas y diversos edificios de carácter público. La energía solar fotovoltaica es una energía renovable que se obtiene a partir de la radiación solar, mediante unos dispositivos semiconductores denominados paneles fotovoltaicos.

La instalación de los paneles fotovoltaicos no puede ser realizada por cualquier persona, por lo que lo más recomendable es ponerse en contacto con alguna empresa de instaladores fotovoltaicos como Geesol. Una compañía sevillana especializada en instalaciones fotovoltaicas para el autoconsumo, que ofrece sus servicios en toda Andalucía y en otras comunidades autónomas de forma eventual.

¿Qué son los paneles fotovoltaicos?

Para que la energía solar llegue hasta el domicilio, es necesario instalar unos dispositivos semiconductores que reciben el nombre de paneles fotovoltaicos. Estos elementos están compuestos por células fotovoltaicas, que se dividen en multitud de celdas y convierten la radiación solar en electricidad. Se puede decir por tanto, que los paneles fotovoltaicos son un sistema que aprovecha la energía que transmite el Sol.

En la actualidad, cada vez son más los hogares, las empresas y los edificios públicos que cuentan con instalaciones fotovoltaicas en España. Según los datos registrados por la UNEF (Unión Española Fotovoltaica), en el año 2018 se registraron un total de 261.7 megavatios de nueva potencia fotovoltaica en nuestro país. Una cifra bastante notable, que supuso un incremento del 94% con respecto a los megavatios instalados en el año 2017.

Paneles fotovoltaicos

España es uno de los países de Europa que más horas de Sol tiene al día, por lo que no resulta extraño que muchas personas decidan realizar instalaciones fotovoltaicas en casa. Para dejar atrás las tradicionales energías contaminantes (como el carbón, el petróleo o el gas), y apostar por energías renovables que no supongan un problema para el medio ambiente.

¿Por qué apostar por las instalaciones fotovoltaicas?

Las energías renovables (energía solar, energía eólica, energía hidroeléctrica, energía geotérmica, etcétera) son fuentes naturales virtualmente inagotables, que generan electricidad de forma respetuosa con el medio ambiente. No todas las personas pueden beneficiarse de las energías renovables, ya que algunas de ellas no están a disposición del conjunto de la sociedad.

Por suerte, la energía solar sí que se puede obtener fácilmente en cualquier domicilio, ya que en el mercado existen empresas especializadas en la instalación de paneles solares fotovoltaicos. Estos especialistas en energía solar se encargan de todo lo relacionado con la instalación fotovoltaica, por lo que las personas no tienen que preocuparse de nada.

De este modo, los instaladores fotovoltaicos incluyen en sus servicios el estudio técnico previo, el montaje de los paneles fotovoltaicos y la puesta en marcha de toda la instalación. Además, las empresas instaladoras de paneles fotovoltaicos también se encargan de resolver todas las cuestiones legales a las que tiene que enfrentarse el ciudadano.

Beneficios de utilizar la energía solar fotovoltaica

La instalación de paneles fotovoltaicos en el domicilio genera grandes beneficios para la naturaleza, puesto que la energía solar es una fuente limpia, renovable, infinita y silenciosa. Es decir, es una energía renovable que no consume combustibles y que no produce ningún tipo de residuo. Pero no son los únicos beneficios que generan las instalaciones fotovoltaicas.

Por ejemplo, las personas que instalan paneles fotovoltaicos en casa obtienen un importante ahorro económico a final de año. Y es que los paneles fotovoltaicos se caracterizan por tener una larga vida, por lo que apenas requieren mantenimiento. Por otro lado, las personas que disponen de instalaciones fotovoltaicas en el domicilio pueden vender la potencia sobrante en el mercado.

Y lo mejor de todo, actualmente algunas administraciones públicas españolas otorgan subvenciones y desgravaciones fiscales a los ciudadanos que disponen de una instalación fotovoltaica en casa. Ante estos grandes beneficios, no resulta extraño que cada vez más personas decidan contratar los servicios de empresas especializadas en instalaciones fotovoltaicas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.