Aceites esenciales
Belleza

Aceites esenciales, ¿cuáles son sus propiedades y cómo se usan?

Es bien sabido que los aceites esenciales contienen numerosas propiedades beneficiosas para el organismo. Entre otras, los aceites esenciales se utilizan para la cosmética, la farmacología, la cocina, la aromaterapia o la relajación. Sin embargo, no todo el mundo sabe cómo se obtienen dichos aceites y qué usos diarios podemos extraer de ellos.

Qué son los aceites esenciales

Los aceites esenciales son compuestos químicos que se extraen de manera natural de plantas y árboles. Dichos aceites se caracterizan por presentar un estado líquido y no graso, aunque su principal característica es su intenso aroma, el cual depende de la sustancia primigenia de la que se ha obtenido el aceite en cuestión.

Los aceites esenciales pueden extraerse de cualquier parte de las plantas: hojas, tallos, raíces, flores, etc. Ello permite disponer de una amplia gama de aceites que, gracias a las moléculas aromáticas, se combinan con otros compuestos y dan lugar a infinidad de resultados.

Propiedades de los aceites esenciales

Dado que los aceites se obtienen de las propias plantas, las propiedades químicas que poseen son sumamente beneficiosas y naturales:

  • Aromáticas: aportan aroma a prácticamente cualquier elemento o compuesto, por lo que se utilizan para cosmética, productos de limpieza, farmacología, etc.
  • Analgésicas y antiinflamatorias: algunos aceites esenciales se utilizan para disminuir el dolor y la inflamación de algunas zonas del cuerpo, como el aparato digestivo.
  • Calmantes: ya sea para contracturas físicas o problemas de ansiedad.
  • Circulatorias: facilitan la circulación sanguínea, por lo que suelen combinarse con masajes o incluso la fisioterapia.
  • Hidratantes y anticelulíticas: aportan hidratación a la piel y ayudan a combatir la piel de naranja.
  • Antivíricas: algunos aceites se utilizan para luchar contra bacterias y gérmenes.
  • Cicatrizantes: los aceites esenciales ayudan a curar heridas y facilitan la regeneración celular de la piel.

Cómo se usan los aceites esenciales

Los aceites esenciales pueden utilizarse de diversas maneras. Las más usuales están relacionadas con la aromaterapia o el uso cosmético, aunque existen infinidad de actividades que recurren a los aceites.

Uso cosmético

Los productos que más aceites esenciales contienen son aquellos destinados a la hidratación de la piel. Los sérums y las cremas suelen incluir aceites entre sus principales ingredientes. De hecho, algunos productos están compuestos únicamente por este ingrediente, el cual ha sido combinado con otros aceites y sustancias para facilitar la hidratación y sacar el máximo partido a sus propiedades. Este es el caso de algunas marcas como Darphin.

Aromaterapia

La aromaterapia consiste en utilizar aceites esenciales y ciertos olores como un mecanismo terapéutico, es decir, como método para mejorar el bienestar físico y emocional de las personas. La aromaterapia es un arte en el que muchos profesionales están especializados. Sin embargo, también puede utilizarse de manera cotidiana con el uso de velas, baños con aceites o incluso la inhalación de aceites naturales en el hogar. Por ejemplo, rociar el hogar con un spray que contenga aceites esenciales es un remedio económico.

Relajación y calma

El uso de aceites esenciales se remonta al antiguo Egipto y, de hecho, en la antigüedad eran comunes los baños con aceites esenciales, la hidratación posterior y su uso para calmar dolores físicos. Así, se pueden añadir gotas de aceite al baño y combinar esta práctica con el uso de velas y música relajante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.