Disfrutar las vacaciones con seguridad
Turismo

Nada mejor que disfrutar las vacaciones con la seguridad de tener los imprevistos cubiertos

Muchos planifican el viaje de sus sueños con la idea de pasar unos días alejados del bullicio y el estrés del día a día. Lo ideal es que nada perturbe este tiempo de descanso, por lo que resulta fundamental contratar un seguro de viaje que sea un apoyo para resolver rápida y eficazmente los inconvenientes que se puedan presentar.

Uno de los más grandes placeres de la vida es viajar y eso lo tienen muy claro los españoles. Según datos de la Encuesta de Turismo de Residentes, realizada por el Instituto Nacional de Estadística, en 2018 los residentes de este país viajaron un 1,9 % más que el año anterior, lo que significa que se realizaron 197,3 millones de viajes. Esto supuso una facturación de 47.082 millones de euros, cifra que supera en 6,4% a la del año anterior.

Siete de cada diez españoles prefirieron el año pasado destinos nacionales, mientras que los viajes internacionales se enfocaron en Moscú, a propósito del Mundial de Fútbol, y también hubo preferencia por Düsseldorf y Viena.

Esta creciente incidencia ha sido un factor clave para que siga en aumento la contratación de seguros de viaje. Tener la certeza de que cualquier complicación va a estar cubierta es para muchos algo fundamental, ya que el objetivo es pasar un tiempo de tranquilidad, descanso y relax, con la garantía de que cualquier imprevisto podrá resolverse rápidamente.

Razones para contratar un seguro de viaje

Una empresa que se ha convertido en referencia en seguros de viaje es Intermundial, con un aval de 25 años de trayectoria. En su blog se esbozan varios motivos por los que tener un seguro de viaje es necesario para algunos de los destinos a los que nos vamos a dirigir este verano.

Un seguro que incluya asistencia 24 horas es importante porque es un gran apoyo en el momento de presentarse incidencias relacionadas con el viaje, especialmente cuando se viaja a lugares con diferente idioma y cultura. Los inconvenientes que mayormente se presentan son requerir atención sanitaria, extravío de equipaje, cancelación del viaje y demora o cancelación de vuelo.

Contratar un seguro de viaje

Otra de las ventajas es que los viajeros podrán contar con una asistencia médica de calidad e inmediata sin añadir costes adicionales. El seguro incluye la mejor atención sanitaria y las pruebas diagnósticas necesarias, además de la asignación de intérprete en el caso de que no se domine el idioma del país de destino, ambulancia, y de ser necesario, el retorno del asegurado a su lugar de origen si la salud empeora.

Contratar un seguro de viaje implica al final un ahorro en costes. Por ejemplo, en muchos países de gran interés para viajar, la atención sanitaria es cara, hasta tal punto que una simple consulta médica podría ser igual o superior al coste del mismo seguro, sobre todo en lugares de grandes acontecimientos como EEUU o China.

También se genera ahorro en el caso del retraso de un vuelo, entre otros. El seguro correrá con los gastos del plan B que se haga o reembolsará el dinero que se pagó por los servicios que no se disfrutaron.

Uno de los motivos por los cuales más se contrata un seguro, es por la cobertura que ofrece si por causas de fuerza mayor el viaje se tiene que anular, incluso un día antes de la fecha prevista para la salida. También se recuperan los recursos invertidos en el caso de que por alguna razón de peso se tenga que interrumpir el viaje para regresar intempestivamente a casa.

Un seguro para cada necesidad

Existen muchas posibilidades en seguros de viaje, por lo que siempre habrá uno que se adapte a las necesidades de cada persona. Por ejemplo, no será igual una cobertura para quién viaja en un crucero, que la de una persona que se traslada para practicar deportes de riesgo a un determinado país de estilo exótico, como puede ser Tailandia o Brasil. Seleccionar la póliza pasa por definir el destino y la duración del viaje.

Si la persona viaja constantemente, por ejemplo por motivos de trabajo, es conveniente contratar un seguro anual; si se piensa realizar un viaje para la práctica de alguna disciplina deportiva, un seguro relacionado con este ámbito es el ideal. En el caso de que, por lo general, se viaje acompañado, conviene contratar un seguro familiar o de viajes en grupo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.