Aerotermia
Miscelánea

Qué es la aerotermia y cómo funciona una bomba de calor

Cuando hablamos de aerotermia, lo estamos haciendo acerca de un tipo de tecnología basada en el uso del aire para la producción de energía, que en este caso se transforma en calor para nuestro hogar.

La aerotermia se ha convertido en un sistema realmente limpio ya que su fuente principal es el aire ambiental, un recurso natural con el que llegar a obtener incluso más energía que la que se consume, traduciéndose en un buen ahorro.

La bomba de calor para calefacción que emplea este sistema tiene como finalidad la transformación del aire en calefacción para el invierno y refrigeración para el verano, aunque también existen bombas de calor por aerotermia para obtener agua caliente sanitaria.

El funcionamiento de la aerotermia

La aerotermia tiene un funcionamiento mucho más sencillo de lo que a priori podamos llegar a pensar. A grandes rasgos, una bomba de calor es la encargada de aspirar el aire exterior, captando la energía que produce ese aire a la vez que la transforma en calor y llevándolo al circuito de calefacción de nuestro hogar.

Realmente el mecanismo de funcionamiento al detalle de la aerotermia en una bomba de calor para calefacción es más complejo, pero lo que sí parece que cada vez está más claro es que la aerotermia es una energía limpia que forma parte ya de nuestro presente y futuro.

Los equipos de aerotermia constan de una unidad exterior y una interior y ambas son muy fáciles de instalar, ocupando poco espacio al tratarse de piezas compactas con una estructura modular ya premontada de fábrica.

El uso de la bomba de calor para calefacción

Este sistema tiene un buen número de ventajas respecto a otros, y es que esta tecnología funciona con energía renovable y sin quemar combustibles fósiles que puedan perjudicar al medioambiente.

Además, su alto rendimiento hace que sea mucho más barata que, por ejemplo el gas natural, llegando incluso a rebajar la factura en un 25% o el de la calefacción por gasoil, donde el ahorro puede situarse en el 50%.

La bomba de calor para calefacción es eficiente para zonas con temperaturas poco extremas, ya que a menor diferencia entre la temperatura exterior y la interior, tendrá un mayor rendimiento. Pero eso no quita que también sea una buena solución para obtener calefacción en territorios donde las temperaturas exteriores sean bajas.

Por si esto fuera poco, las mejores bombas de calor para calefacción son muy silenciosas, tienen un diseño italiano moderno y elegante y su alto rendimiento se ve reflejado en su categoría energética, la A++.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.