Eliminar varices
Salud

¿Cómo eliminar las varices?

Las varices pueden aparecer en cualquier zona del cuerpo pero son frecuentes en las piernas. Te vamos a explicar cuáles son las medidas más seguras para prevenir y tratar las varices de forma eficaz.

Las varices son dilataciones de las venas, que se producen cuando la insuficiencia venosa es dilatada en el tiempo. Son poco estéticas pero también reflejan un problema de salud, por lo que es importante acabar con las varices mediante operación.

Entre los factores de riesgo de las varices están componentes hereditarios pero también influyen de forma decisiva en su aparición la obesidad y la edad. Sus síntomas más habituales son dolor, incomodidad y pesadez en las piernas, sobre todo al acabar la jornada e hinchazón en el tobillo.

Afectación sobre la calidad de vida

Si las varices no son tratadas pueden provocar un importante deterioro en la calidad de vida de la paciente. Entre las posibles complicaciones de las varices cabe mencionar la tromboflebitis y la varicorragia.

La tromboflebitis es la formación de un coágulo en unas varices. Si se trata de forma precoz tiene una buena evolución, benigna, pero existe el riesgo de embolia pulmonar si no es abordada a tiempo. La embolia pulmonar es una de las consecuencias de la trombosis venosa y provoca en España, anualmente, entre 10.000 y 20.000 muertes.

En cuanto a la varicorragia o rotura venosa externa se trata de una hemorragia acompañada de un dolor intenso.

Por todo ello, en la mayoría de los casos, la mejor opción es eliminar las varices.

Hábitos saludables para las varices

Para empezar, en el abordaje de las varices es clave adoptar una serie de hábitos saludables, que contribuirán a prevenir complicaciones asociadas a las mismas.

Estos hábitos incluyen realizar ejercicio de forma regular, beber mucha agua, mantener las piernas elevadas de forma ligera al dormir, refrescar las piernas con agua fría y activar la circulación mediante masajes en las piernas.

Los ejercicios físicos más recomendados son la natación, que es uno de los deportes más completos, caminar de forma diaria durante, al menos, una hora, gimnasia y bicicleta. Todos estos ejercicios ayudan a activar la circulación de la sangre.

Además, hay rutinas de ejercicio específicamente indicadas para mujeres con varices que contribuyen a fortalecer la musculatura de las piernas y facilitan el retorno venoso. Son dinámicas como la separación de piernas, giros de las piernas o flexiones de los dedos de los pies.  Otros ejercicios útiles son ponerse de puntillas varias veces, separar y juntar las puntas de los pies y balancear suavemente los pies, de dedos a talones.

El tratamiento de las varices

Existen una serie de tratamientos para combatir las varices de forma segura:

  • La escleroterapia con espuma consiste en la inyección controlada en las venas con varices de fármacos que buscan eliminar las varices. Son inyectados en forma de espuma y puede ser un tratamiento eficaz en varices de hasta 2 mm. Es un tratamiento mínimamente invasivo pero debe ser el cirujano vascular quien lo indique en los casos en que considere que es conveniente.
  • Tratamiento quirúrgico. La opción quirúrgica se basa en la extirpación total de la vena afectada. Dentro de la cirugía de las varices, la flebectomía elimina las varices superficiales de pequeño tamaño con una intervención ambulatoria que utiliza anestesia local.
  • Tratamientos percutáneos. Con estos tratamientos se evita utilizar la cirugía y la anestesia general, por lo que se trata de una opción cada vez más utilizada. Son tratamientos poco invasivos aplicados con catéteres.

Por último, el médico indica en ocasiones a la paciente el uso de medias de compresión elástica. Estas medias ayudan a mejorar la circulación en las venas de las piernas y previenen la hinchazón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.