Flores de CBD
Miscelánea

Flores de CBD: Una nueva tendencia

La popularidad del CBD se mantiene en crecimiento constante. Se trata de un compuesto natural que se extrae del cannabis y puede consumirse sin que se produzca ninguna clase de efecto psicotrópico, mientras que se asocia a una gran cantidad de beneficios para la salud, especialmente para el alivio de dolencias crónicas.

El CBD o cannabidiol, es un producto natural y legal, el cual tiene múltiples aplicaciones terapéuticas. Se puede consumir de forma segura, pues mantiene una concentración de THC o tetrahidrocannabinol de solo un 0,2%, por lo que es posible recibir sus beneficios sin tener que preocuparse por las alteraciones del sistema nervioso que son clásicas del cannabis.

Dentro de este escenario, las flores de CBD se han convertido en la tendencia del momento. Se extraen del cáñamo, una especie de cannabis cultivado para fines industriales, de la cual se sacan los cogollos o flores, las cuales mantienen un alto contenido de CBD. Gracias a esto, su consumo se ha incrementado debido a los reconocidos beneficios del cannabidiol para la salud.

¿Cuáles son los beneficios del CBD?

Las flores de CBD son cada vez más sencillas de conseguir por la seguridad de su composición y el hecho de no proporcionar ningún efecto psicoactivo. Estas son cada vez más demandadas por una cantidad enorme de personas que buscan alivio a problemas de salud como insomnio, estrés, ansiedad o dolores musculares y de las articulaciones, entre otros.

Diferentes estudios científicos certifican su uso medicinal e, incluso, la OMS reconoce sus propiedades terapéuticas. Además, el aceite de CBD comienza a ganar terreno para su uso cosmético y tópico, siendo utilizado por terapeutas, masajistas y fisioterapeutas como una alternativa natural a los antiinflamatorios.

También podemos destacar los siguientes beneficios:

  • Analgésico. Es recomendado para el tratamiento de dolores crónicos y la reducción de inflamaciones, puesto que el cannabidiol tiene la capacidad de actuar de forma directa sobre los receptores del dolor, neutralizándolos.
  • Ansiolítico. Otro de los grandes beneficios de las flores de CBD es su capacidad para reducir episodios de ansiedad y calmar el estrés, ayudando a liberar dopamina y serotonina, hormonas necesarias para el control de miedos, ansiedades, depresión y regular el estado de ánimo.
  • Anticonvulsionante. Suele indicarse para tratar casos de epilepsia, logrando espaciar los ataques y reducir su intensidad. Lo mejor es que lo logra sin que se produzca adicción al compuesto, a diferencia de algunas fórmulas farmacológicas.
  • Dejar de fumar y abandonar adicciones. También suele utilizarse para ayudar a las personas a dejar de fumar y permitir que abandonen adicciones como el alcohol o la dependencia a ciertas drogas. Esto se debe a su capacidad para disminuir los niveles de estrés, ejerciendo una acción relajante sobre el sistema nervioso central.

La lista de beneficios y potenciales aplicaciones es mucho más larga, incluyendo la capacidad para regular los ciclos de sueño, evitar alergias y asma, potenciar el sistema inmunitario para ayudarlo a deshacerse de células cancerígenas, aliviar síntomas de la menopausia, reducir la incidencia de enfermedades cardiovasculares y prevenir el deterioro cognitivo característico del Alzheimer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.