Okupacion ilegal
Miscelánea

La problemática de la okupación ilegal: un infierno para los propietarios de viviendas

Las viviendas son uno de los tipos de propiedades más complicados de manejar, especialmente si no les da uso uno mismo y las tiene o vacías o alquiladas a un tercero, por ejemplo. Ambos casos son perfectamente plausibles en la actualidad y, si bien no habrían de suponer ninguna incomodidad para la persona poseedor del bien inmueble en cuestión, la realidad es que las claras tendencias a las okupaciones y la morosidad se encuentran en la actualidad en pleno auge, habiendo aumentado de manera exponencial el número de casos relacionados con ello en los últimos tiempos.

Naturalmente, cualquiera de estos dos escenarios supone una situación no deseada para la persona propietaria de la vivienda, que puede dejar de percibir un beneficio acordado por ella o verla ocupada por personas sin autorización y que, en la mayoría de las ocasiones, termina provocando severos daños y desperfectos al inmueble, dando lugar a un estado del mismo muy lejos de lo que sería ideal. Pero ¿cómo luchar contra estos fenómenos que cada vez son más comunes? ¿Qué hacer cuando uno tiene que hacer frente a una situación tan indeseable como esta?

La respuesta más lógica, evidentemente, sería recurrir a los organismos administradores de justicia correspondientes, pero la experiencia ha demostrado que la lentitud de estos procesos y su prolongación en el tiempo los hacen poco recomendables para situaciones como las mencionadas, donde cada día cuenta. Afortunadamente, existen otras vías en la actualidad para lidiar con estos contratiempos.

La desokupación, el fenómeno contrario

Con el aumento de los casos de ocupación han surgido empresas desokupa, dedicadas precisamente a poner fin a este problema sin tener que recurrir a largos trámites legales, denuncias y todo lo que supone el largo y tedioso embrollo legal. Con una empresa desokupa se puede poner solución a la situación de tener una vivienda ocupada en cuestión de horas, frente a los meses que podría llegar a demorarse el procedimiento tradicional. Además, estos servicios desokupas son completamente legales, por lo que no hay que temer por encontrarse quebrantando la ley en algún momento.

Una empresa especializada en desokupar viviendas o en el cobro de impagos, como puede ser el caso de una persona morosa en lo referente al alquiler, puede ser la solución definitiva para acabar con un problema que, de no solventarse rápidamente, puede terminar no solo en una gran pérdida de dinero por el largo proceso judicial, sino también en el deterioro de la vivienda okupada. Por supuesto, es conveniente señalar que el propietario de la vivienda no deberá realizar ninguna acción adicional más que la contratación de uno de estos servicios, encargándose ellos de todo desde ese momento en adelante.

Así es como el paso del tiempo ha ido poniendo en relevancia a unas empresas que en un primero momento eran miradas con recelo, pero que han terminado por imponerse debido a la lentitud del sistema judicial tradicional. Los propietarios no pueden esperar durante meses viendo cómo su patrimonio es dañado o utilizado sin percibir ningún rédito del mismo, por lo que una empresa especializada en la desokupación es, en una gran parte de las ocasiones, la única alternativa disponible.

Okupas

Más rápido y más barato

Mientras que un proceso judicial tradicional envolverá, de manera típica, a varias personas implicadas en el mismo, suponiendo para el propietario unos gastos económicos considerables debido a su extensión temporal, las empresas desokupas hacen de la rapidez su principal baza. Así el asunto quedará zanjado en un tiempo récord y, como añadido, el coste será menor de lo que supondría llevar el caso por la vía judicial y tener que esperar una sentencia para unos casos que nunca son atendidos de manera prioritaria.

Contratar a una empresa para que se encargue de efectuar los cobros de los impagos o que eche a los inquilinos ilegales de una vivienda es, en definitiva, en extremo recomendable para unas ocasiones que pueden tornarse verdaderamente dramáticas cuanto más tiempo se pase sin actuar. El bien del propietario del inmueble ha de encontrarse en todo momento por encima de cualquier otra circunstancia, algo que saben muy bien estas empresas. Por ello, son las más indicadas para encargarse de ejecutar de manera óptima del desahucio de okupas de una casa o el cobro de las mensualidades a deber sin dejar pasar ni un solo minuto adicional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.